Cerviz

La palabra cayó, dentro de mí, e hizo que me inclinase hasta el cielo;
del gesto cedió la columna a la altura de la cerviz;
se desmontaron mis hombros, cayó mi pecho;
mi piel empezó a llorar hasta dejar enrojecidas mis uñas;
emmudecieron ambos oídos,
y las dorsales giraron internamente;
por efecto de la torsión se produjo una luxación de cadera;
mi femur gimió,
distraído,
fuera del cuerpo;
los sueños saltaron desde las plantas de mis pies al esternón,
que llegó a quebrarse;
del quiebro se abrió un resquicio que llegó hasta un pulmón
y se escapó un suspiro;
busqué tu mano
que, lasciva, jugaba con mi pelo,
evitando el contacto carnal;
pero se rozaron los dedos
y una especie de calambre nos atravesó.
La palabra cayó, dentro de ti, e hizo que te inclinases hasta el cielo (…)

Distant – Loney Dear

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s