En cada instante, se nos otorga una vida.

Vivir con lo puesto. Con lo preciso.

El corazón abierto. La camisa manchada

Los ojos cerrados. La boca muda.

Guardar los recuerdos en un gorro de lana.

Perderlo en una montaña lejana.

Tener un perro. Cuidarlo. Quererlo.

Escuchar la música de la rutina,

como si cada nota fuera distinta.

Escribir un mensaje en un papel arrugado,

y olvidarlo sobre una chimenea.

Tararear una canción

inventando la letra

Soñar con tus besos, abrazando una encina.

Bañarte en un río, o con agua de lluvia.

Encontrar el espacio, entre mi vello y el tuyo.

Y sentir el tacto de una caricia.

Perder el sentido, ante el olor de una bebé

y la mirada inquietante, de una niña que despierta.

Beber agua cada mañana. Y un té antes de dormir.

Despertar de una pesadilla, envuelta en sudor

Dormir con una canción.

Tejer una bufanda para tus inviernos.

Y tomar una cerveza, frente al mar.

En cada instante, se nos otorga una vida.

 

 

Six o’clock News-Lampchop

Anuncios

Un pensamiento en “En cada instante, se nos otorga una vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s